Cuando la experiencia termina...·Sin categoría

1 de Agosto 2015…1 año después.

Y parece mentira, pero hoy hace un año que cogí ese avión que me traería a Londres. Estaba nerviosa y expectante por lo que me iba a encontrar. Me encontré la mejor host family que podría haber encontrado, y con ella, una experiencia inolvidable. Experiencia que terminé el pasado mes de marzo, 8 meses más tarde.

Como sabéis, no quise poner punto y final a mi experiencia en el extranjero, así que simplemente terminé un capítulo, eso sí, uno maravilloso.

Todos sabemos que cuando una historia termina, comienza otra nueva, y yo llevo 4 meses viviendo mi nueva historia. Una completamente distinta, y de eso va la entrada de hoy.

Me voy a ahorrar las excusas por haber, literalmente, abandonado el blog e ir al grano con las gracias…¡MIL GRACIAS! Porque aún sin haber publicado nada durante 3 meses, no ha habido ni un solo día en que el blog no recibiera ninguna visita.

¡Al grano!, en estos últimos meses mi vida ha dado un cambio radical, he pasado de trabajar 15 horas semanales a trabajar 10 al día, he pasado de vivir con una familia con dos enanos correteando por casa, a vivir en una casa con tres otros chicos, he empezado a ser, por primera vez en toda mi vida, completamente independiente. Nadie hace la compra por mí (y es por eso que mi nevera está casi siempre vacía), nadie me cocina (Hola ensaladas, hummus con zanahorias y pasta!), nadie me hace la colada (¿quién dijo manchas?), tengo que administrar mi dinero para pagar renta y bills, y poder darme mis caprichos llegando a fin de mes…y un laaargo etcétera. La verdad es que sí, estoy viviendo una experiencia completamente distinta a la que viví como aupair.

Es una relación amor-odio la que tengo ahora mismo con la vida que estoy viviendo. De repente pienso ¡Estoy trabajando en una nursery en Londres! Aprendiendo el idioma, conociendo gente nueva, nuevos lugares…(y, por qué no decirlo, ganando el doble de lo que ganaría en una nursery en España). Y me emociono, me emociono por estar haciendo lo que estoy haciendo, por haber llegado hasta aquí, por haberlo hecho solita…Pero no os voy a mentir: ES DURO. Trabajas un montón, y cuando no trabajas, vas a la academia de inglés/clases particulares (os hablaré de ello en otra entrada), y cuando no…¡DUERMES! Porque estás, literalmente, MUERTA. Y llega fin de mes, y no has ahorrado ni un mísero pound, y te preguntas ¿para eso me paso el día trabajando un montón? Para luego pagar curso, facturas, rentas, y salir por ahí el fin de semana y gastártelo TODO…PUES SÍ, señores, señoras, (y yo misma –Carla-) ¡Bienvenida a la vida adulta!

Hoy, supuestamente, mi experiencia como au pair -y en el Reino Unido- terminaba…ya llevo 365 días en tierras inglesas, y el balance que hago, es positivo. Mucho.

He aprendido a hacer de desconocidos, grandes amigos. Pero también he aprendido a estar sola. He apendido que si quieres algo, tienes que ir a por ello, nadie te lo va a traer; que todo esfuerzo, tiene su recompensa. Me he conocido a mí misma, me he enontrado; he crecido; he reído -muy mucho-, pero también he llorado.

Ha sido un año que voy a recordar siempre, que va a marcar mi vida, que me ha cambiado. ha sido MI año.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s